PROMETO decir la verdad

PROMETO decir la verdad
Spread the love

PROMETO decir la verdad, 

toda la verdad, 

y nada más que la verdad 


PROMETO perseguir mis sueños hasta caer rendido, por muy imposibles que parezcan. Por eso, también PROMETO no dejar de soñar jamás, y no dejar de creer en cosas tan infantiles y fantásticas como la magia, las hadas, o el arte – porque es un arte – de volar.
PROMETO crecer y madurar en muchos aspectos, pero nunca en cuanto a ilusión e inocencia. Ya que hay adultos que, desgraciadamente, han caído ya en la Seriedad y llamada Madurez – amargura – PROMETO salvar a todo el que pueda, y sonsacarle el niño que lleva dentro mediante sonrisas y carcajadas. Por tanto, PROMETO provocar sonrisas.. 

Seré siempre imprevisible, detallista  y el causante de las locuras sanas más originales.
Apartaré de mí, lo PROMETO, lo que vea que me hace daño (ya sean personas, situaciones, etc..). Y, al mismo tiempo, no dejaré escapar lo que más valoro, y las personas que realmente valen la pena.
PROMETO estar para quien me necesite, pero exigiré que estén cuando yo tenga también necesidad. No pienso volver a regalar amistad y confianza sin recibir nada a cambio. 

PROMETO no tener miedo de risas, lágrimas, cariño, amistad, hostilidad, traición, confianza. PROMETO no tenerle miedo a la propia inseguridad de tener miedo.. [Toma ya..] 

Me caeré mil veces. [Eso no hace falta prometerlo, pasará, y punto.] Habrá días que querré quedarme en la cama para no tener que mirar a la Vida cara a cara. Pero PROMETO levantarme, aunque a veces me permita esos días de descanso. 

PROMETO mostrar valentía, orgullo, humildad, alegría, tristeza, desagrado, paciencia e impaciencia. PROMETO ser sincero. Cambiarán mis opiniones acerca de algunas cosas a medida que pase el tiempo, pero PROMETO que mis principios quedarán intocables. 

Juro servir, hasta el fin de mis días, al Señor inmortal por excelencia, el más puro, sabio y verdadero: el Amor. PROMETO ser siempre yo mismo
[Cada vez que esté triste, PROMETO leer esto – y si no lo hago, recordádmelo – y sonreír al ver el espíritu bohemio y carácter determinante que puede llegar a tener este Niño, el vuestro] Prometo que estaré contigo, aun después de que caiga la nada. Prometo que no bajaré los brazos aunque la tristeza se anuncie inminente. Prometo que te seguiré en tus locuras y sobreviviré a tus olvidos. Prometo que me pintaré en la espalda tu camino de regreso. Prometo que mantendré mi pecho abierto para que vivas conmigo. Prometo que tatuaré mis caderas con tus manos y tus besos. Prometo que grabare en mi memoria cada uno de tus gestos. 

Y cuando ya no pueda prometerte mas… te seguiré prometiendo

Únete a nuestro canal en Telegram y no te pierdas nada

Últimas entradas de Benicio (ver todo)

Deja un comentario


Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: